Saltar al contenido

10 serpientes asombrosas de la selva tropical (¡y lo que comen!)

Hay diferentes tipos de especies de serpientes en la selva tropical. Su dieta depende en gran medida de la especie y el tamaño. Sin embargo, los principales alimentos incluyen insectos, reptiles, anfibios, aves y peces, mamíferos pequeños y grandes.

Las serpientes de la selva tropical son muy adecuadas para un estilo de vida arbóreo o arbóreo. Muchos tienen cuerpos largos y delgados con escamas puntiagudas en el vientre que ayudan a agarrar las ramas. Otras especies pueden deslizarse hacia otro árbol o el suelo para evitar a los depredadores o cazar su comida.

Algunas serpientes son venenosas y usan colmillos huecos para inyectar veneno a sus víctimas, matándolas o paralizándolas. Por otro lado, las serpientes no venenosas constriñen a sus presas hasta la muerte.

Tipo de serpientes en la selva tropical (y qué comen)

La selva tropical alberga numerosos tipos de serpientes venenosas y no venenosas. Por ejemplo, la selva amazónica alberga al menos 17 especies de serpientes venenosas.

Serpientes venenosas de la selva tropical

1. Bushmasters

La serpiente bushmaster que habita en la selva tropical se alimenta de pájaros, otras serpientes, pequeños roedores y lagartijas.

Estas son las víboras de foso más grandes del mundo. Miden alrededor de 1,8 metros (6 pies) pero pueden crecer hasta 3 metros (10 pies). Tenemos tres tipos de bushmasters que incluyen;

Bushmaster l. muta: Son de color gris rosado o marrón rojizo, y principalmente se pueden encontrar en la cuenca del Amazonas hasta Costa Rica. Tienen hoyos infrarrojos en la cabeza entre los ojos y las fosas nasales, conocidos como víboras de pozo. Pueden olfatear a sus presas, que son principalmente pequeños roedores, pájaros, otras serpientes y lagartijas. Muerden a sus presas, las envenenan y las dejan morir. Luego se lo tragan de la cabeza.

Bushmaster l. stenophrys: Este bushmaster es el stenophrys especie conocida como bushmaster centroamericano y se encuentra en Panamá, Costa Rica, noroeste de Ecuador, Nicaragua y valles fluviales de Colombia. Es similar a muta y se alimenta de pájaros, otras serpientes, pequeños roedores y lagartos. También matan como muta.

Bushmaster l. malanocephala: Es el tercer tipo de bushmaster y también se lo conoce como bushmaster de cabeza negra. La L. malanocephala bushmaster rara vez se ve y pasa la mayor parte de su tiempo bajo tierra. También se alimentan de pequeños roedores, lagartijas, conejos y otras serpientes. Se pueden encontrar en los bosques desde la cuenca del río Amazonas hasta Costa Rica.

También podría gustarte: ¿Son las serpientes territoriales?

2. Víbora de pestañas

La víbora de pestañas se alimenta principalmente de lagartos, anfibios como ranas y pájaros pequeños.

Esta es la serpiente pequeña más venenosa de la selva tropical que se encuentra en América Central, y mide solo de 15 a 25 pulgadas de largo. Vive principalmente en árboles y palmeras. Es gris, pero también puede tener manchas amarillas o de óxido. Tiene escamas que sobresalen en la parte superior de los ojos.

3. King Cobra

Las cobras reales, que viven en las selvas tropicales y en otros lugares, comen pequeños mamíferos, huevos, otras serpientes venenosas y no venenosas, dhamanes y lagartos.

La cobra real es una de las serpientes más venenosas de la tierra y su veneno puede matar a más de veinte personas. Pueden levantar su cuerpo a un tercio de su tamaño y avanzar para atacar.

Las cobras reales se encuentran en las selvas tropicales de Asia y las llanuras de la India, crecen hasta 4 metros y tienen una vida útil de 20 años. Estas serpientes pueden detectar a sus presas hasta 100 metros.

4. Serpientes de coral

Hay dos tipos de serpientes coralinas, acuáticas y amazónicas. Acuático tiene rojo y amarillo, mientras que Amazonas tiene blanco y amarillo. Estas serpientes se alimentan de presas más pequeñas como otros reptiles, como lagartijas, serpientes y anfibios o aves.

Tragan rápido porque tienen mandíbulas más anchas. Sin embargo, las serpientes coralinas acuáticas también se alimentan de peces durante la mayor parte de su tiempo en el agua.

Las serpientes de coral son altamente tóxicas y tienen uno de los venenos más potentes de la tierra. Son fáciles de identificar porque tienen cuerpos de colores brillantes y estampados con negro, amarillo, rojo y blanco.

5. Mussurana

Las serpientes Mussurana se alimentan de roedores y otras serpientes. Son de color marrón o negro azulado y son bastante largos y pueden crecer hasta dos metros. Curiosamente, pueden matar tanto por constricción como por veneno. Puede encontrarlos principalmente en América Central y del Sur.

La mussurana también es inmune a una gran cantidad de veneno de serpientes, lo que les da la ventaja cuando cazan serpientes para comer.

Relacionado: Lista de serpientes que comen otras serpientes

6. Pit Vipers

Las víboras usan colmillos venenosos para golpear animales pequeños como pequeños mamíferos, anfibios, pájaros, hormigas gigantes e insectos. Viven en ramas de árboles y arbustos, pero puedes encontrarlos en desiertos áridos.

Esta serpiente se compone de muchas especies diferentes. Tienen colmillos largos y huecos que se pliegan hacia atrás en sus mandíbulas cuando no están usando.

Relacionado: ¿Las serpientes comen pájaros?

7. Serpiente de cascabel de América del Sur

La serpiente de cascabel de América del Sur se encuentra en las regiones de la sabana del Amazonas. Esta serpiente ataca de noche. Se alimenta principalmente de pequeños roedores pero también de otros reptiles e insectos. También son víboras de pozo y pueden escupir su veneno a sus presas.

Serpientes no venenosas de la selva tropical

8. Pitones

Estas serpientes son enormes y son excelentes nadadores y escaladores. Van desde los 7 metros (22 pies) hasta los 10 metros (33 pies) y pesan 35 kg. La pitón de la selva tropical más famosa se llama pitón reticulada que se encuentra en las selvas tropicales de Asia.

Esta serpiente se alimenta principalmente de lagartos, roedores, pájaros, monos y otros pequeños mamíferos. Su comida depende de su tamaño. Atacan y se envuelven alrededor de presas grandes, apretándolas con más fuerza para romper el aliento. Luego lo consumirán de la cabeza. Sus mandíbulas son muy flexibles, lo que les permite extenderse alrededor de grandes presas. Las pitones solo pueden alimentarse de 4 a 5 veces al año.

Relacionado: ¿Pueden nadar las pitones?

9. Anacondas

Estas son serpientes de la familia de las boas, y son las serpientes más grandes de la tierra. Las anacondas pueden crecer hasta 30 pies (9 metros) con más de 550 libras (250 kg) y un diámetro de más de 12 pulgadas. Las serpientes hembras son siempre más grandes que los machos.

Las anacondas se encuentran principalmente en el sur de América, principalmente en áreas pantanosas y arroyos que se mueven lentamente, ya que son más rápidas en el agua que en la tierra. Su enorme tamaño les ayuda a atacar presas grandes como cerdos salvajes, ciervos, aves, caimanes, capibaras, peces, tortugas e incluso jaguares. Las anacondas tardan de 3 a 4 meses en digerir su comida. Estas serpientes pueden pasar semanas o incluso meses sin volver a cazar después de comer.

10. Boas del árbol esmeralda

Se parecen mucho a la pitón verde, aunque su color es la parte inferior brillante y amarillenta. Viven principalmente en las ramas de los árboles, cuya larga cola prensil les ayuda a moverse entre las ramas.

La cuenca del río Amazonas alberga boas de árboles esmeralda. Los poros diminutos cerca de sus labios ayudan a detectar el calor de su comida. Las aves, los animales pequeños, los murciélagos, las ratas, las ardillas y los monos componen su alimento. Los más jóvenes comen pequeños reptiles y anfibios.

Conclusión

Al observar nuestro estudio, podemos ver que la dieta de las serpientes en la selva tropical es casi la misma. La diferencia es solo cómo matan o atrapan a sus presas. Además, su comida depende de sus hábitats y tamaño, donde las serpientes pequeñas se alimentan de animales pequeños y las serpientes grandes pueden alimentarse de animales aún más grandes que ellas.